27 may. 2011

Muchas pelis 3

“Concursante” – Rodrigo Cortés (2007).


Películas como ésta son las que elevan el cine a la categoría de arte. Es de lo mejor que he visto en muchos años, por no decir en toda mi vida. Tiene todos los ingredientes para convertirse en clásico y en película de culto. Es arrebatadora, sorprendente e impactante, inquietante, emocionante, ante ante ante, instructiva hasta la clarividencia, justiciera, realista y mucho más. Es genial. Perfecta.

Te cuento un poco. Un profesor de economía ha ganado el mayor premio entregado nunca en un concurso de televisión, que se eleva a la friolera de 500 millones de pesetas. Pero el premio no es en metálico, es en especies. Una mansión, un yate, dos coches, una moto, una avioneta, muchísimos electrodomésticos, un viaje, un desto, un de lo otro, e infinidad de cosas más. Pero claro, el yate está en un amarre que hay que pagar, los coches hay que asegurarlos, la mansión hay que reformarla… por tanto hay que renunciar a ciertas cosas. Aquí es donde viene el problema. Hacienda se lleva un cuarenta y pico por ciento del valor del artículo, y sumando impuestos de transmisiones y otras mierdas nos vamos al cincuenta y siete por ciento. Nuestro desdichado protagonista intenta vender la avioneta, pero sólo le dan un cuarenta por ciento del valor en el mercado. Efectivamente. La hemos cagado. No te cuento más.

Los actores, todos ellos, rayan la perfección en sus interpretaciones. Los personajes están estudiadísimos, cada uno representa de un modo exagerado un modelo social. El mismo protagonista, su mujer, su madre, su padrastro, el abogado (joder el abogado), el amigo, el sabio, la madre del sabio (joder la madre del sabio), el banquero, los policías… todos geniales, todos ellos te llegan hasta el fondo y enriquecen la historia.

A pesar de tener formato de “peli rara” la trama no es compleja, te lo explica todo bien clarito, para que no quede ninguna duda de en qué mundo vivimos. Eso sí, la información sale disparada durante toda la película a una velocidad endiablada que va aumentado a medida que pasan los minutos, pero al ser una de esas pelis que capta tu atención desde el principio no cuesta seguirla. El montaje y la fotografía sí que son propias de pelis raras. Ya no estamos acostumbrados a ver en el cine esos juegos de luz y sombras tan maravillos y tan propios del cine clásico, talcualito que en “Ciudadano Kane”. Si te da tiempo a observarlos te puedes quedar totalmente pasmado.

Hace poco vi una película que decía que en un buen guión los personajes cambian, si no la historia se estanca y aburre. No temas.

“Concursante” es una película para ver cientos de veces, una joya del cine, una brillante y excepcional obra que se desmarca completamente de la tendencia  del cine moderno, y hecha con herramientas de antaño. Tenía pensado averiguar qué películas fueron nominadas a los Oscars ese año, pero prefiero no saberlo, una buena academia de cine no puede obviar una película así. Tienes que verla.

“Un juego de inteligencia” - Hans Weingartner (2007).
¿El poder de los medios es capaz de idiotizar al vulgo convirtiéndolo en un objeto manejable a disposición de los poderes fácticos de los estados? ¿Tan bobos somos? Buenas preguntas. Esta peli alemana las responde con un SÍ categórico. Es una crítica atroz a la telebasura. Tiene algunas lagunas argumentales pero se pueden perdonar, lo importante de esta peli es el mensaje. Explica muy claramente el funcionamiento de los resultados de las audiencias televisivas y la reacción de la gente a los contenidos de la tele. Muy entretenida y muy interesante. La interpretación es justita pero los personajes son geniales.

“Crónicas mutantes” – Simon Hunter (2008).
Peli de zombies alienígenas. Un grupito de elegidos tiene que salvar el mundo. Nada especial. En el argumento no se puede encontrar gran cosa. Lo chulo de esta peli es la ambientación. Los escenarios y la fotografía son escepcionales. Predominan los colores grisáceos, a veces el decorado parece sacado de un cómic. Tiene toques realmente curiosos, como el de las naves espaciales: ¡son de vapor! Imagínate una nave espacial que funciona con una caldera de leña y va echando una columna de humo como las antiguas locomotoras. Siendo una peli futurista el ambiente y el vestuario es más propio de una historia de la Seguna Guerra Mundial. Está bien, se deja ver.

“Invasion” – Oliver Hirschbiegel (2007).
Oooooooooootra versión de “La invasión de los ladrones de cuerpos”. Por mí se la podrían haber ahorrado. En principio el único interés que puede tener es el reparto: Daniel Craig (el nuevo y musculoso James Bond) y Nicole Kidman, con su careto arreglado. No sé por qué cojones esta mujer, con lo guapísima que era, tuvo que meterse en el quirófano a retocarse los labios y no sé qué más. Nunca tienen suficiente. Una vez puestos no estaría mal que se volviese a poner a disposición de su cirujano y reparar el estropicio, si es que es posible. Gilipollas. Ha perdido todo el respeto que le tenía. La peli no vale un duro, es de los típicos bodrios del sábado por la tarde.

“Idiocracia” - Mike Judge (2006).
El ejército de USA escoge a dos personas mediocres para hacer un experimento de hibernación que debe durar un año, pero falla y se despiertan al cabo de medio milenio en un mundo poblado y gobernado por imbéciles. Para entendernos no tienes más que ver la foto del presidente de Estados Unidos (más abajo), campeón de lucha libre y actor porno.
En ese mundo nuestros mediocres son las personas más inteligentes del planeta. Generalmente las historias visionarias de ciencia-ficción nos muestran un futuro de personas inteligentísimas gracias a la selección natural. Pero, ¿pondrías la mano en el fuego y asegurar que la selección natural lleva ese camino?

The President of de U.S.A.

Mucho humor, no es desternillante pero no se te va la sonrisilla en toda la peli. Y en cierto modo tiene parte de razón, si Belén Esteban se presentase a las elecciones seríamos capaces de investirla presidenta. Imagínatelo por un momento.
Muy recomendable si tienes ganas de ver una peli con un sentido del humor algo diferente a lo convencional, no paras de sorprenderte de lo retrasados que son los habitantes de ese mundo.

“V de Vendetta” – James McTeique (2006).
Hace tiempo intenté ver esta película pero ese día necesitaba dormir más que otra cosa. Me perdí una grandísima película. La historia plantea un futuro cercano semejante al de la genial novela de George Orwell “1984”: un mundo dominado por gobiernos implacables que utilizan la desinformación y la ley del miedo para someter a la población. Pero un justiciero enmascarado intentará cambiarlo todo. A primera vista puede parecer una peli del montón, pero no es así, es una película muy seria, cargada de simbolismos, con una trama muy inteligente e interesante, cuidando muchísimo el detalle de no caer en el tópico de peli de acción de superhéroe repartiendo leches, y demostrando que la belleza también se puede encontrar en las escenas de acción violenta, como en “Asesinos natos”. A destacar el apoteósico final y la actuación de la guapísima y estupendísima Natalie Portman.

Trilogía Bourne.
“El caso Bourne” – Doug Liman (2002)
“El mito de Bourne” – Paul Greengrass (2004)
“El ultimatum de Bourne” – Paul Greengrass (2007)
Pelis de acción que si se ven en su orden mejor, pero aisladas también vale, al fin y al cabo son pelis de acción. La intención va más allá de la acción pura, el director intenta crear intriga, pero lo único que consigue es que la trama sea innecesariamente compleja. Bourne (Matt Damon) el silencioso y misterioso personaje (ni él mismo sabe quién es) reparte leches como nadie, es el más listo, el más rápido, el más guapo y el más de todo, por tanto de realismo bien poco, pero si te puedes saltar estos inconvenientes puedes disfrutar de buen cine de acción. Recomendable con pipas.

"Green Zone" - Paul Greengrass (2010).
Otra de Matt Damon. Va sobre la búsqueda infructuosa de armas de destrucción masiva en la guerra de Irak. El goteo de pelis sobre esta guerra empieza a caer, espero que no se pasen tanto como con la de Vietnam. En teoría es una peli de protesta, pero no descubre nada que no se sepa ya. El protagonista es un militar que va por libre por completo, se mueve a sus anchas por las dependencias que hagan falta y dispone de los recursos materiales y humanos del ejército como le parece. En absoluto creíble. La poca credibilidad la transforma en una peli policial más de persecuciones, hostias y tiros. Las pipas y las palomitas se pueden quedar cortas, mejor pipas picantes o pistachos, o galletitas saladas, o un aperitivo con su vermouth, sus patatas fritas y sus gambas cocidas.

1 comentario:

  1. Neng, me bajo la peli del concursante que tiene buena pinta

    ResponderEliminar